domingo, 29 de marzo de 2015

ALTO

Hay momentos en los que un sentimiento de rabia y de impotencia te invade cuando lo que puedes ver de manera sencilla y natural se torna difícil y utópico para los demás. A veces siento la injusticia de este mundo podrido y puedo sentir tanto padecimiento que se me encoge el corazón. No puedo entender como el mundo prefiere seguir con el velo y la coraza y aislarse de una realidad macabra en la que son cómplices. No quiero ser demagogo pero, ¿acaso no se dan cuenta a los demonios perversos que sustentamos? Si pudieran por un instante ver sin la programación implantada, se darían cuenta de la incomprensión absoluta de tanta institución y organización inútil y malhechora que nos atonta y nos amuerma. Siento indignación y repudio, no hacia mis hermanos que duermen, pero si hacia aquellos que los anestesian haciéndolos inútiles. Así nos quieren, autómatas desprovistos de todo sentir que nos Humanice, para tenernos controlados y sumisos, a cambio de algunos placeres materiales que sólo existen en la vida del hombre pobre de espíritu. Pensamos mucho, sentimos poco.

lunes, 23 de marzo de 2015

Acto de voluntad

Lo llamo indistintamente acto de voluntad, de valentía o de humildad ya que es necesario este trio para llevarse a cabo.

VOLUNTAD para poner sendero firme hacia el camino del crecimiento personal. Sin voluntad no hay nada; la VALENTÍA para poner en duda lo hasta ahora tenido como cierto, para luchar por romper con todo lo que nos imposibilite a alcanzar nuestro propósito, y para hacer frente a las consecuencias de la incomprensión que supone dudar de la masa social. En el camino se encontrará con innumerables barreras que tienen que ver con la imposición y programación arquetípica del sujeto ( religión, espiritualidad, ideologías, cultura, educación, costumbres, ciencia...) ; y la HUMILDAD para poder, al menos, no descartar ninguna información que se nos de desinteresadamente. Si miramos desde un punto de vista de superioridad tenderemos a cerrarnos en la burbuja que nos hemos montado y no podremos obtener información sin contaminarla con nuestro pensamiento a través del prejuicio, por lo que de nada servirá.

domingo, 15 de marzo de 2015

La Realidad



Aún recuerdo con detalle aquel momento de niño cuando después de haber jugado un partido de fútbol y haber comprado algo de comida para reponer fuerzas descansábamos en un banco de un jardín del pueblo vecino. En ese momento el amigo que compartía ese momento conmigo me dijo:

  • Mira el cartel, es rojo.
  • Sí, ¿qué ocurre?
  • Tal vez lo veamos de un color diferente.
  • Yo lo veo rojo igual que tú.
  • Claro, a los dos nos han enseñado que eso es rojo.

miércoles, 11 de marzo de 2015

La mente dirigida

La mente dirigida es aquella que se mueve en una dirección marcada por los acontecimientos vividos y que no tiene marcha atrás. Es como si se fuese moviendo por un espacio en el cual vas chocando con elementos que influyen en tí, y de ahí se va forjando un camino, del cual no eres responsable pues no eres capaz de elegir. Conforme vas chocando con esos elementos influyentes, se va modulando tu pensamiento, y a la larga te crea una serie de ideas que conforme pasa el tiempo se pueden ir fortaleciendo o destruyendo. Cuantas mas veces choques con un mismo elemento más férreas se mostrarán las ideas relativas a éste, y cuanto más dirigida sea la mente menos reiteraciones serán necesarias. En suma, llega un momento que la idea es procesada por el “centro motor” y hablando de ésta como algo natural, aceptándola y defendiéndola sin apenas utilizar la razón.

viernes, 6 de marzo de 2015

El Ser y el niño interior


El Ser es algo que sólo se puede conocer sintiéndolo pero intentaré dar una idea. El Ser está presente en cada uno de nosotros, pertenecemos a él como vida que somos y nos identifica como individualidad y colectividad. Es como un punto adimensional que no es perceptible en esta 3ª dimensión pero que está presente en cada punto de nosotros y podemos sentirlo, pues todos somos Ser. Es algo que se manifiesta en aquellos momentos en el que nos quedamos desprovistos de todo el interfaz egoico que nos hemos creado y que se presenta en aquellos sentimientos y emociones más puros. El gran ejemplo de su manifestación es el PERDÓN, pero no un perdón cualquiera, sino el AUTÉNTICO perdón, aquel carente de intereses. Es el estado más simple y más puro de toda persona y en el sólo cabe AMOR. El Ser no juzga, no valora, el Ser sólo Es, y es el estado más perfecto de una persona. Un mundo que manifieste a su Ser, es un mundo “perfecto”. Se pone en comillas pues en un mundo del Ser, la perfección no existe ya que la perfección sólo es entendible con la imperfección, en el mundo dual del ego.

lunes, 2 de marzo de 2015

Divide y vencerás

No creo que haga falta que os muestre la miseria y la desigualdad que existe en el mundo. Sólo me pregunto ¿Hasta cuándo?. Pueden ver a un hermano siendo bombardeado y apenas estremecerse su corazón, pueden ver el asesinato de un hombre a sus hijos y olvidarlo a los cinco minutos, mientras sufren y patalean por lo que dijo el vecino. ¿Hasta cuándo? Pueden proclamar la bondad, la libertad, la igualdad, la fraternidad, y sin embargo no hacer nada por cambiar la situación. ¿Por qué? Porque nos engañaron, nos hicieron creer que el cambio no es posible, que “la vida es así” y que no podemos hacer nada para cambiarla. Y nosotros nos lo creímos.